«Marcela y Felipe son propiedad privada de una empresa»

Estela de Carlotto encabezó el acto que las Abuelas realizaron frente a Tribunales para exigir esclarecer la identidad de Marcela y Felipe Noble Herrera. «Esta justicia que debería ser para todos igual parece que se inclina para el lado de los poderosos y se olvida del resto», agregó.

«Marcela y Felipe son propiedad privada de una empresa», sostuvo Estela de Carlotto, al pronunciar un discurso frente a Tribunales, durante un acto organizado por Abuelas de Plaza de Mayo, para exigir esclarecer la identidad de Marcela y Felipe Noble Herrera.

«Estamos acá en un lugar muy simbólico de esta querida ciudad. Frente a un vetusto edificio muchas veces recorrido por nosotras, esperando que se haga justicia y se devele la verdad», explicó Carlotto.

«Es tan aberrante pensar que se han cumplido 10 años de un proceso para develar la identidad de Marcela y Felipe. Esta justicia que debería ser para todos igual parece que se inclina para el lado de los poderosos y se olvida del resto de la sociedad», sostuvo.

«Yo creo que las Abuelas, que ya llevamos casi 34 años de lucha, queremos dejar un país con ciertas seguridades para las generaciones venideras, como que no pasen más estas cosas que tuvimos que transitar nosotras», agregó Estela.

«Todo esto lo hacemos por Marcela Y Felipe, queremos decirles desde acá que este acto es para ellos. Que ellos tienen que luchar, que tienen que liberarse de esa opresión. Viven en una jaula de oro, son propiedad privada de una empresa que lidera esta señora. Junto a la libertad, solo los espera el amor», aseguró la titular de Abuelas de Plaza de Mayo.

«Esto no es un acto de presión, estamos reclamando un derecho inalienable a ser libres no sólo a Marcela y Felipe, sino también a otros 400 nietos que aún desconocen su identidad», dijo.

Además, la titular de Abuelas aprovechó la oportunidad para festejar el fallo que condenó a 18 años de prisión al apropiador del legislador porteño, Juan Cabandié y anunció que el prófugo, Atilio Norberto Bianco, que está en Paraguay, va a ser extraditado dentro de poco a la Argentina.

«Cuidemos esta democracia, la más larga en la historia del país. Acompañemos gestiones como la de Néstor y la de Cristina, compañeros ambos de nuestros hijos, de los 30.000 desaparecidos. Ellos están cumpliendo con los sueños y las utopías que tuvieron ellos. Hoy estamos disfrutando del regreso de la justicia social», concluyó Carlotto.

En diálogo con CN23, la nieta recuperada, Victoria Montenegro, expresó su satisfacción por la convocatoria  y reclamó la necesidad de conocer la verdad en la causa Noble.

El máximo tribunal penal debe determinar si corresponde realizar la extracción de sangre a los hermanos Felipe y Marcela Noble Herrera ordenada por la jueza federal Sandra Arroyo Salgado para cotejar su ADN con las muestras del banco de datos genéticos, prueba a la que los jóvenes se resisten.

«Hace 10 años que nuestra asociación presentó una querella penal contra la dueña del Grupo Clarín, Ernestina Herrera de Noble, por `supresión de identidad y presunta falsedad de datos filiatorios» de Marcela y Felipe´», sostiene la convocatoria.

«Necesitamos el apoyo de todos para ayudar a concientizar y que los hombres de la justicia se conmuevan», pidió la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto.

En diálogo con la Televisión Pública, Carlotto reclamó: «Queremos saber si los jóvenes son los nietos que buscamos». Por ello, acusó a los abogados de la viuda de Noble de «entorpecer las decisiones de la justicia con permanentes recursos que impiden que se conozca la verdad».

«¿Qué hay detrás de todo esto que es imposible llegar a la verdad?», se preguntó la titular de Abuelas al acusar a «grupos mafiosos que entregaron a nuestros nietos mediante un complot entre distintos sectores», entre los que mencionó a «grupos económicos y sectores de la iglesia».