Carlotto quiere «un gesto» del nuevo Papa hacia las Abuelas

La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela Carlotto, expresó hoy su deseo de que el papa Francisco las reciba próximamente y «haga un gesto» en favor de su trabajo en la búsqueda de los nietos apropiados durante la última dictadura militar.

«Siempre tuvimos ganas de hablar con él. Esperábamos que nos convocara como máximo exponente de nuestra Iglesia en Argentina. Pero nunca nos llamó y lo digo con dolor y para que se revierta, no para condenar. Nunca habló de nuestros desaparecidos ni de los nietos que estamos buscando», dijo Carlotto en declaraciones a radio Del Plata.

En ese sentido, la titular de Abuelas expresó su deseo: «Cuando el Papa venga a la Argentina o antes, podemos viajar, conversar y darnos la mano que nunca nos dimos».

«Tenemos confianza en él. Le deseamos lo mejor, que el Espíritu Santo lo ilumine y sea el Papa que espera el mundo, y esperamos también que haga un gesto por este tema y ser recibidas por él», agregó.

Según Carlotto, las Abuelas «no cambiaron el discurso según la ocasión» y destacó: «Jorge Bergoglio es argentino, lo cual nos da una inmensa satisfacción, nos pone contentas, ya que es bueno para Argentina y para Latinoamérica que sea papa un hombre que vivió, sufrió y fue feliz en esta tierra, porque va a saber lo que necesitamos desde la Iglesia».

Sobre el acto de ayer, en recuerdo de un nuevo aniversario del golpe de 1976, Carlotto destacó la presencia de «tantos jóvenes y familias», del ex juez español Baltasar Garzón «que marchó a la par de todos» y, en especial, remarcó la presencia de magistrados y representantes de la justicia «junto a quienes estamos tratando de modificar la constitución del poder judicial».