La ayuda unió al Ejército y militantes de la Juventud Peronista

Un camión del Ejército argentino estaciona en la puerta de la facultad de Periodismo de la Universidad Nacional de La Plata, en diagonal 113 y 63. Decenas de militantes arman un pasamanos y, uno a uno, cargan el camión con provisiones para los damnificados por las inundaciones: paquetes de comida, colchones, frazadas, bolsas de ropa y productos de higiene. La imagen, en otra época, hubiese sido impensada. Pero la emergencia hizo que la Juventud Peronista y las fuerzas armadas trabajaran en conjunto para asistir a los damnificados.

«Son cosas que quizás hace 10 años ni las pensabas: la JP y el Ejército juntos construyendo Patria», destacó el diputado nacional Leonardo Grosso, del Frente para la Victoria, que además es militante del Movimiento Evita. «Después de dos días de asistencia directa y planificación, 5 mil pibes y pibas vinieron a laburar a los barrios. La solidaridad está en el ADN del pueblo argentino. Cada barrio es un hormiguero de gente ayudando, por donde mires, con la fuerza del pueblo», agregó.

El edificio Néstor Kirchner de al facultad es el centro de operaciones de Unidos y Organizados, el conjunto de organizaciones kirchneristas que incluye, entre otras, también a La Cámpora. «Sin duda lo mejor de la Argentina es su pueblo: humildes, trabajadores, jóvenes y ancianos, tirando para el mismo lado», afirmó Grosso, quien agradeció al ex presidente y a la actual mandataria, Cristina Kirchner, por ser los artífices de ese cambio.

Al predio universitario llegan donaciones de diferentes orígenes: desde las que lleva la gente personalmente hasta las que provienen de gobiernos municipales, pasando por las de distintas ONGs. Unidos y Organizados trabaja en conjunto con Un Techo para mi País, Cáritas, Red Solidaria y la Fundación SI, entre otras.